Interruptores rotativos

Simon dispone de diferentes tipos de gamas y colecciones en las que se encuentran una gran variedad de productos relacionados con el mundo de la electrónica. Para que puedas hacer realidad tus proyectos. Uno de esos elementos es el interruptor rotativo.

En el sector residencial y en los hoteles es frecuente encontrar varios tipos de interruptor rotativo. Desde Simon te proponemos conmutadores rotativos que permiten hasta cuatro posiciones: todo un lujo.

¿En qué consiste el funcionamiento de un interruptor rotativo?

Como bien sabrás, un interruptor rotativo destaca porque su órgano de maniobra es un eje o una varilla que puede girarse hacia una o varias posiciones indexadas con el fin de obtener un cambio del estado de los contactos.

Filtrar

0 resultados

Filtros

Series

Subfunciones

La rotación del órgano de maniobra puede ser completa o limitada en una u otra de las direcciones. Y es que no solo disponemos de interruptores rotativos completos, sino que también tenemos una variedad de interruptores rotativos de diferentes posiciones.

Tipos de interruptores rotativos

Estos interruptores se presentan con un solo elemento y dos módulos y suelen tener un acabado en blanco. Son muy sencillos de utilizar, puesto que el mecanismo está dotado de posición de paro y tres posiciones más. Es muy utilizado, por ejemplo, para ventiladores de techo.

Pero en nuestro sitio web el usuario también dispone de más clases de interruptores, por ejemplo, con 3 posiciones (más la de parada). Te invitamos a descubrir nuestros modelos.

Resistencia, fácil mantenimiento y más ventajas

Los componentes en los que están fabricados los interruptores rotativos son todos de calidad. Cuentan con componentes metálicos que disponen de un aislamiento libre de halógenos y los embellecedores están fabricados en termoplástico siguiendo las normativas acreditativas de los más exigentes estándares de calidad.

Esto permite que los interruptores - conmutadores rotativos de Simon es que los puedes colocar en estancias con una temperatura situada entre los 5 a los 40ºC, aunque hay algunos que también pueden soportar temperaturas extremas de entre -25 a 50ºC, aproximadamente.

Aparte de las características técnicas, la facilidad para limpiar la pieza es un punto a favor de los interruptores rotativos de Simon. Para limpiarlos lo que necesitarás, tan solo, será un paño suave humedecido ligeramente en agua jabonosa para que luzca reluciente.

Recuerda que a la hora de elegir lo mejor para tu negocio o tu hogar, los interruptores Simon son una apuesta segura.