Luces domóticas: ¿cómo funciona el control de luz automatizado?
Diciembre 2021
luces-domotica

Las luces domóticas nos permiten disfrutar de una iluminación automatizada que nos ofrece confort y, al mismo tiempo, ahorro y eficiencia.

La domótica permite la automatización de multitud de dispositivos y funciones en el hogar. Entre ellos, el control automatizado de la iluminación es uno de los más importantes, ya que nos permite mejorar el confort doméstico al mismo tiempo que reducimos el consumo y mejoramos el ahorro. Si quieres saber más sobre qué son y cómo funcionan las luces domóticas sigue leyendo y te lo contamos.

catalogo-simon-270-1
Guía de aplicaciones- Simon 270

¿Qué son las luces domóticas?

 

Hablamos de luces domóticas para referirnos a las luminarias tradicionales de cualquier vivienda pero que están automatizadas. Estas luces al estar automatizadas, podremos programarlas para que se enciendan en un horario determinado o controlarlas de forma remota.

 

 

 

¿Cómo funcionan las luces domóticas?

 

En realidad, el funcionamiento de las luces domóticas es relativamente sencillo. La clave de este tipo de luces es que son luminarias tradicionales pero que se conectan a un mecanismo inteligente. De este modo, gracias al uso de dispositivos inteligentes, se pueden automatizar sin necesidad de que la persona manipule la luminaria de forma directa.

 

 

 

Ventajas de instalar luces domóticas en casa

 

Algunas de las principales ventajas de contar con luces domóticas en casa son las siguientes: 

 

1. Luz de confort automatizada

 

Gracias al control de la luz de forma automatizada, las luces domóticas se pueden programar para que emitan la luz de confort adaptada a cada momento. Es decir, la luz óptima para realizar cada tarea según las necesidades de cada momento. De esta forma, las luces domóticas se pueden adaptar a diferentes ambientes y situaciones, lo que ofrece una experiencia de mayor calidad al usuario. 

 

Por ejemplo, se puede contar con diferentes escenas de luz en un salón, así como que la luz tenga diferentes niveles de intensidad en función de la actividad que se realiza, ya sea comer o cenar, ver una película, leer un libro, etc.

 

 

2. Más seguridad

 

Otra de las ventajas que tenemos es que las luces domóticas se pueden controlar de forma remota (por ejemplo, mediante una App instalada en nuestro teléfono móvil), podemos encenderlas y apagarlas incluso cuando estamos de viaje. Esto es lo que se conoce como simulación de presencia. Es decir, utilizar los dispositivos domóticos para dar la sensación de que la casa está habitada cuando no estamos en ella. De esta forma, se aumenta la seguridad del inmueble, ya que esta simulación de presencia contribuye a ahuyentar a posibles intrusos. 

 

 

3. Consumo más eficiente

 

Gracias a la automatización de las luces domóticas, el consumo energético se realiza solo cuando es necesario. Por ejemplo, si configuramos una temporización en el mecanismo inteligente, podemos evitar que las luces se queden encendidas, lo que es muy útil en algunos espacios en los que se pasa menos tiempo (por ejemplo, un baño o una despensa). De esta forma, se reduce el consumo energético sin afectar a la calidad de la experiencia del usuario, lo que contribuye a ser más sostenibles y respetuosos con el medio ambiente. 

 

 

4. Mayor ahorro económico

 

Finalmente, otra de las principales ventajas que aporta la instalación de luces domóticas en una vivienda y que no se puede pasar por alto es el ahorro económico que suponen. Por ejemplo, se pueden apagar todas las luces de la vivienda antes de salir de casa, o de forma remota cuando estamos fuera.

 

 

 

 

Simon 270: la solución que te ayuda a domotizar la iluminación en tu hogar 

 

Existen diversas formas de domotizar las luces de una vivienda. Si es la primera vez que te planteas domotizar la iluminación de casa, la mejor solución es que optes por la gama Simon 270. ¿Por qué? Simon 270 está compuesta de soluciones que te permiten domotizar las luces de casa de manera sencilla y escalable. ¿Qué significa esto? Que puedes domotizar luces de forma individual sin necesidad de instalar un HUB (el dispositivo que controla de forma centralizada los dispositivos domóticos de una vivienda).

 

De esta forma, gracias a las soluciones de Simon 270, puedes domotizar elementos individuales de tu casa gracias a la conectividad simplificada. Y, si más adelante quieres conectar estos dispositivos a un HUB (a partir de 10 dispositivos conectados), puedes optar por la conectividad ampliada de las soluciones de Simon 270. Es decir, que gracias a Simon 270 puedes disfrutar de las luces domóticas de tu casa tanto de forma simplificada como ampliada. Por todo esto, se presenta como la mejor opción para empezar a domotizar las luces y el resto de instalaciones de tu casa, ya que se trata de una solución escalable y que se adapta a todo tipo de hogares. 

 

catalogo-simon-270-1
Guía de aplicaciones- Simon 270